martes, 31 de marzo de 2015

En el Silencio habita la Verdad

Silencio.
La Nada.
Ese es tu código. No se sabe qué pasa por tu mente. No hablás, no explicás, no decís.
Pienso y pienso. Le doy vueltas a la cosa. Repaso una y otra vez las palabras los silencios y las acciones para ver si logro vislumbrar algo de lo que pasa por tu mente.
Pero no puedo. Es indescifrable.
Sos un misterio.
Y no me gustan los misterios. Me gustan las cosas claras y transparentes. Me gusta que todo esté claro y aclarado. Me gusta la Verdad por sobre todas las cosas. No me gustan los engaños ni los misterios ni lo críptico ni lo oculto. Necesito Saber.
Necesito entender. Es más fuerte que yo. No puedo evitarlo.
Pero con vos todo es una gran confusión.
Hacés y des-hacés. Decis y te des-decís. Y sigo pensando si no habré sido yo la que cometió un error. Sigo pensando si yo habré dicho una palabra de más. Una de menos. Qué fue?
Y mi mente se enmaraña y se retuerce pensando y re pensando de que fue la cosa y que te/me/nos sucedió para que un día todo eso que estaba ahi desapareciera. Así sin más.

Y luego dejo de pensar.....

Y empiezo a sentir....

Y te veo. Te veo como sos realmente. Te veo con esos ojos color miel que me derriten, y que por alguna razón no dejan de empañarse de tristeza...
Veo tu alma que es la mía y la de todos y veo que no hay mala intención. Solo hay imposibilidad.Solo hay carencias no suplidas. Igual que en mí. Y siento.... que algo de lo nuestro te marcó y te cambió. Que nada ni nadie es en vano en nuestra vida y se que algo dejé. Como algo dejaste. Aunque nunca más te vea en la vida. Aunque algún día te olvides de mi nombre.
Siento y sé que estás pensando en mí. Aunque no lo digas aunque no hagas nada. Aunque nunca mas me veas en tu vida.
Se que algo quedó, que te hizo ruido. Se que estás pensando. Sé que estás siniendo. Sé que aunque no quieras no me vas a olvidar tan facilmente. Por más que te hagas el recio. Por más que digas lo contrario. Por más que no haya habido "nada".

El encuentro de dos almas no es gratuito. Aunque sea por un segundo, por unos días, por unos meses o por muchos años.

Para algo apareciste en mi vida, y yo en la tuya. Se que no lo entenderé ahora. Sé que no lo verás ahora.
Pero la razón está ahi. El destino jugó y nosotros también. Todo ha sido como debía ser.
Todo es como debe ser, Nada está fuera de lugar.
Tarde o temprano todo tendrá el lugar y la dimensión que le corresponde.

Mientras tanto el silencio, nos dicta la Verdad.

2 comentarios: